Con esta página web he intentado resumir años de trabajo,ilusión, frustraciones y amistad. Es un reflejo de mi esfuerzo, ...y el de otros muchos. Es un modesto tributo a la memoria de mi padre, quien me compró mi primera cámara. A Ana, mi esposa y la madre de mis hijos, quien ha sufrido, comprendido y apoyado esta afición, o endiablada obsesión, que absorbe dinero y tiempo...mucho tiempo. Es un tributo también a la paciencia de mi madre, que en más de una ocasión ha visto su casa invadida por infinidad de maquetas.  Es un tributo a mi amigo Rafa, con quien desde el principio he compartido inquietudes y quien ha sabido magistralmente poner música a todo lo que he hecho. Es un tributo a los profesionales y no profesionales que han colaborado, siempre por amor al arte, que han aportado su grano de arena.

Gracias a todos...

Ignacio Clavero de Armiñán